viernes, 12 de marzo de 2010

Casos clínicos: Póngame una Tónica ConSaborAPie


¿Saben lo que es un Juanete bien criado?. Pues ésto. También se llama Hallux Valgus, que no sé si llamar a ésto de esa forma es algo cursi. Yo creo que la única definición que daría alguien QueYoSé es ¡CoñoQuéJuanete!.
Y, la verdad, es que la pobre ha tenido que padecer mucho y tiene mérito andar con un pie como éste, porque el otro está igual. Y dependiendo de cómo le dejemos éste, viene por el otro. Éste es el problema de tener dos piernas.
Nuestra paciente, tiene una Artritis Reumatoide, además de ser muy educada y de tener muchas ganas de vivir, en el pleno sentido de la palabra.
Cuando la ví en la consulta me pidió que, por favor, la durmiera con la mascarilla. Pero yo le ofrecí una Tónica.

Las piernas son muy largas y los nervios que van a ella son también muy largos. Salen todos de la parte de los riñones, pero quizán porque temen perderse o porque les da miedo tanto camino por andar, se juntan en un solo nervio todas las raíces que tienen que llegar tan lejos, como es a la planta del pie. Así que se cogen de la mano y, juntitas, forman el nervio ciático. Quizá el más largo y gordo que tengamos en nuestro cuerpo. Es así de gordo desde el sitio que se apoya en el sillón cuando nos sentamos, hasta la parte de atrás de la rodilla (lo que llamamos el hueco poplíteo). Y ahí es dónde nos gusta pillarlo a los anestesistas. Antes de que se separen, nos acercamos a él con una agujita y, con poca medicación, conseguimos dormir el pie entero.
Para hacerlo más fácil nos ayudamos con un aparatito que manda calambres suaves cada cierto tiempo (dos por segundo) y se contraen los músculos a los que llegan los nervios que nos interesan. Como el nervio es tan grande y se divide en dos en esta zona, nos interesa saber si estamos pillando a todo el nervio completamente, por eso buscamos las dos partes. Una de ellas es la que nos serviría para apretar el pedal del acelerador del coche (el tibial) y cuando lo estimulamos hace el mismo movimiento. Le doy al aparatito y veo como el pie se extiende. La otra parte va para el grupo muscular que nos serviría para cambiar desde el pedal de freno al pedal del acelerador, es decir, lleva al dedo pequeño y a la parte externa del pie para arriba (son los peroneos). Le doy al aparatito y cuando estoy cerca de esta parte el pie se flexiona de esta forma tan elegante.
Pero hay un nervio chulo, el femoral, que, solitario va desde la ingle hasta donde le dejen, y algunas veces, llega hasta el dedo gordo del pie. Es un nervio que sólo es motor en el muslo y recoge la sensibilidad de la parte interna de la pierna y del pie. Así que cuando le acerco el aparatito, no hace nada en el pie, sino en la rodilla. Efectivamente, sube rítmicamente la rótula cuando me acerco a él.


Empezamos la anestesia. Primero le canalizamos una vía venosa en la mano. Se pone el antibiótico y se seda un poco a la paciente, para que esté más tranquila.

Comienza el brevaje.

Receta.

Paciente boca abajo. Aguja localizadora de nervios en el hueco de la rodila (10 cm por encima del pliegue). Pie en posición de apoyo en el pedal de freno. Peroneos: levanta el pie y se va para el acelerador. Tibial posterior: aprieto el acelerador. Media vuelta. Paciente boca arriba. Aguja en el pliegue inguinal: Crural: baile rotuliano. Diez minutillos y tenemos esta Tónica preparada para que la paciente se olvide de la mascarilla.



Me dió las gracias por la Tónica.
Espero que le haya gustado y que vuelva para la siguiente.



4 comentarios:

Miguel Angel dijo...

¡Mátame camión!,¡jodo petaca!, eso es un juanete y no esas mariconadas de hallux valgus que se ven por ahí...

MiAnestesista, explicas las cosas que me encanta escucharte... estas haciendo que me guste la Anestesia como especialidad médica... y eso que NUNCA me atrajo.

A sus pies... y ya que estoy por aquí a ver cómo andan esas articulaciones metatarsofalángicas...

Sophie dijo...

Hacía tiempo que no escuchaba ni leía la expresión "mátame camión", que es la más apropiada para ese pedazo de juanete,que sólo le falta tener gafas y darte los buenos días.

Interesante, interesante su forma de explicar las cosas... ;)

Rubén dijo...

Soy podólogo y... NUNCA he visto un juanete tan grande. Vaya luxación. Me gusta mucho tu blog.
Un saludo.

MiAnestesista dijo...

Sophie: Muchas gracias. Es un placer que te pasees por este blog. Estoy pendiente de tu viaje a Madrid.
Rubén: La paciente tenía una artritis reumatoide muy evolucionada. Los cirujanos suelen rehuir este tipo de pacientes. Bienvenido al blog.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails