lunes, 9 de noviembre de 2009

Grandes Maestros: Marisol Imaz Torres


Marisol es la belleza personificada. Llama la atención que tiene siempre una sonrisa dedicada en exclusiva para ti, es elegante, siempre va exquisitamente arreglada, es estudiosa y siempre le ha gustado innovar, es habilidosa con las técnicas locorregionales y sabe enseñarlas, tiene carácter y tiene paciencia con los residentes, y además es guapa, muy guapa.

No sé si tuvo 5, 7 ó 9 hijos con Paco, su feliz marido, lo que si sé es que la mayoría de los residentes la adoptábamos como nuestra segunda madre durante la residencia, sobre todo ellas, a las que, además, sacaba de más de un apuro con sus consejos de cómo vestir y cómo estar.
Aprendí mucho de ella, los primeros bloqueos axilares, perfeccionar los retrobulbares, el buen uso de la ketamina, pero cuando me hablan de ella siempre recuerdo su cara, a través de los cristales de las puertas del solitario quirófano de cirugía vascular de la cuarta planta en mis primeros meses de adjunto recién salido del horno, "echando una ojeada antes de irme" y sacándome de grandes apuros, como si tal cosa. Una Gran Maestro.

2 comentarios:

CONSUELO dijo...

Hola miguel angel comparto contigo los comentarios sobre los grandes maestros de nuestra residencia. Echo de menos no haber tenido más contacto después del exilio.BESOS desde ElEjido

MiAnestesista dijo...

Podemos seguir en contacto aunque sea de vez en cuando y de forma virtual.
Me guardo tus besos y te mando otros.
Me puedes tener en este blog o pararte de vez en cuando por uno dónde estamos asiduamente http://medicablogs.diariomedico.com/mdaniel/

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails